EL HUNDIMIENTO DEL LUSITANIA

El Lusitania fue construido en los astilleros John Brown, fue diseñado para ser, junto con su gemelo el Mauritania, los mejores buques de línea para pasajeros tanto en comodidad como en tecnología.

Su planta motriz estaba compuesta por cuatro turbinas alimentadas por veinticinco calderas. El consumo diario de carbón era de mil toneladas a una velocidad de veinticinco nudos que, con mejoras tecnológicas, fue aumentando.

Tras varios viajes, el 1 de mayo de 1915, zarpó del puerto de Nueva York con destino a Liverpool, al mando del capitán Turner, llevaba 2000 pasajeros y 800 tripulantes, también transportaba una partida de municiones de fusil y de cañón, lo que fue una negligencia por parte de los ingleses ya que era muy peligroso transportar pasajeros y cargamento explosivo en una zona de guerra, aunque ya había sido anunciado por los estadounidenses el peligro de subir a bordo de un buque británico.

bullet

Aviso a la salida del Lusitania advirtiendo del peligro que supone cruzar el Atlántico

Lusitania hundiéndose. Fuente: www.cebernautica.com.ar/lusitania/lusi.htm

El día 6 de mayo se dio un aviso especial para el Lusitania donde se señalaba la presencia de submarinos alemanes en acción a la altura de la costa meridional de Irlanda. El día 7 se envió otro aviso en el que se señalaban submarinos alemanes en la zona sur del canal de Irlanda y al sur del faro de Coningberg. A pesar de las órdenes recibidas por radio y de múltiples avisos, el capitán Turner ordenó reducir la velocidad, en vez de navegar a toda máquina y en zig-zag, que era lo recomendable en caso de presencia de submarinos ya que así éstos no podrían centrarse en el blanco para lanzar torpedos.

 

A las 14:00 horas del 7 de mayo de 1915 el comandante Schwieger, al mando del submarino “U-20”, avistó un buque que no pudo identificar, pero que era atacable. A las 14:10 disparó un torpedo que fue avistado desde el Lusitania. A las 14:15 el Lusitania lanzó la primera llamada de socorro, tras un segundo disparo. El Lusitania se hundió18 minutos más tarde del primer impacto. Los pasajeros notaron dos explosiones que se corresponden con los torpedos y una tercera que fue la explosión del cargamento de explosivos que llevaba en cuyo compartimento, impactaron los torpedos. Esta última explosión hizo que un buque tan grande y con tantos compartimentos se hundiera en 18 minutos

La evacuación fue bastante ordenada aunque no pudo aprovecharse la totalidad de los botes. Inmediatamente después de hundirse el buque, el vicealmirante Crookes ordenó que se movilizaran embarcaciones hacia el lugar del naufragio, las que no pudieron llegar hasta después de dos horas. Murieron 1195 personas entre ellas 291 mujeres y 94 niños. Entre las víctimas se hallaba el multimillonario Vanderbilt, el empresario Forman, el ingeniero Pearson y el comandante Stackhouse. Un pasajero español llamado Vicente  Egaña contribuyó al salvamento de varias mujeres y niños.

El comandante del submarino se dio cuenta de la identidad del buque después de haberlo torpedeado. Se imaginó la trascendencia del hecho y huyó, pero por el contrario, los pocos supervivientes declararon haber visto una torreta de un submarino increpando a los náufragos . La realidad nunca se sabrá.

La prensa contribuyó a acelerar la entrada de los Estados Unidos en la guerra ya que a bordo viajaban 128 pasajeros norteamericanos. La reacción antialemana en los Estados Unidos fue inmediata; además hubo otros torpedeamientos, ya que se recordaron otros ataques anteriores, como el del  “Falaba” y el torpedeamiento del “Gulflight”. Hubo actos públicos manifestaciones violentas en todos los Estados Unidos contra el “crimen de lesa humanidad y de atentado contra el derecho de gentes”, del que se hacía responsable al emperador de Alemania.

Sala de torpedos de un submarino alemán. Fuente: www.cibernautica.com.ar/lusitania/lusi.htm

bullet

Nota enviada por el presidente Wilson a Alemania a propósito del Lusitania

El gobierno alemán justificó el acto como uno más de los típicos de la guerra, pero la realidad de los hechos de un suceso como éste se debió a la necesidad del gobierno alemán de luchar contra las medidas inglesas de cercenamiento del comercio neutral con Alemania y a la desobediencia del capitán Turner de poner su buque al alcance de los torpedos de un submarino, a pesar de las instrucciones recibidas, no olvidando que la causa principal del naufragio fue la detonación de los explosivos que transportaba.

Este suceso determinó que el partido intervencionista norteamericano, diera la entrada de su país a la guerra más tarde: en el momento en el que el Congreso estimó procedente la declaración de la misma.

Posteriormente, una expedición submarina logró recorrer los restos del buque, comprobando que se encuentra entero y en la zona de proa la chapa está retorcida hacia afuera lo que indica que la razón principal del naufragio fue una detonación interna.